La frase de la semana

Pensamiento del día:


"Los políticos y los pañales hay que cambiarlos a menudo y es por la misma razón". George Bernard Shaw

Estamos de vuelta

Damas y caballeros colegas.

Espero que la semana de trabajo docente sea muy exitosa, por lo que en esta ocasión comparto un recordatorio sobre el 79 aniversario de la Segunda Guerra Mundial. En nuestra sección Esta Semana en la Historia, se la mantenemos al 78 aniversario del asesinato de León Trostky en México a manos de un detestable agente secreto español, con instrucciones directamente del mismo Stalin, sin otro objetivo más que asesinar despiadamente a un intelectual de tan alto calibre. Mis mejores deseos para la semana que recién comienza!
Atte.


El Editor

San Isidro de El General, 3 de septiembre de 2018.


viernes, 6 de abril de 2018


Crónica de la Guerra Civil de 1948. Día 26: Figueristas sorprendidos con estrategia aérea.

Gobierno recupera Buenos Aires.



Tan buena resultó la carnada que los soldados figueristas apertrechados en Buenos Aires de Puntarenas no dudaron en picarla. Eso le costó la pérdida de un valioso punto estratégico en su lucha por mantener a los gobiernistas alejados de la ciudad San Isidro de El General.
Las fuerzas leales al gobierno llegaron hoy lunes 6 de abril, en horas de la mañana, con un avión caza sobre la zona para asustar a los liberacionistas, quienes temían que la aeronave aterrizara en el aeropuerto de la localidad. Mientras los rebeldes corrían para reagruparse en las inmediaciones del aeropuerto, los linieros del diputado comunista Carlos Luis Fallas los tomaron por sorpresa.

Desde el 14 de marzo los hombres de José Figueres mantenían el control de la ciudad, pero dos días después de que las fuerzas insurgentes y los gobiernistas se enfrentarían en la carretera Interamericana Sur. Ahora los soldados gubernamentales preparan la ofensiva a fin de intentar recuperar la población generaleña. La fuerzas leales al presidente Teodoro Picado y al doctor Calderón Guardia lograron ubicarse a menos de 150 km del cuartel general figuerista. La acción de reconquista  se logró gracias a la labor de la infantería y la aviación. En el combate perdieron la vida tres rebeldes y tres resultaron detenidos, mientras que los gobiernistas no perdieron ni un solo hombre. A los insurgentes además le decomisaron tres fusiles Springfield y siete Mauser.

Caída del bastión.

Dos días antes del golpe, los integrantes de la columna liniera, integrada por trabajadores bananeros del sur, dirigidos por el comandante Justo Salamanca, partieron silenciosamente de Puerto Cortés para enfrentar a las fuerzas oficialistas en Buenos Aires. Carlos Luis Fallas jefe de los linieros afirmó que se le encomendó la tarea de recuperar Buenos Aires para comenzar la ofensiva sobre San Isidro. Después de interminables horas entre caminos de barro, maleza y enemigos, los soldados gobiernistas lograron aproximarse a la inmediación del poblado bonaerense.
"Salimos desde puerto Cortés una patrulla bien armada bajo el mando del capitán de infantería. Salamanca, trabajador de la United Company. Ese día tomamos camino hacia Buenos Aires" manifestó Jaime Lobo también de la columna liniera. Al acercarse a esa comunidad, los hombres de Salamanca encontraron los puestos de vigilancia descuidados, pues los revolucionarios se hallaban en alerta por la presencia de un avión gubernamental en la zona. Pocas horas antes del ataque la aeronave ametralló el cuartel general y las posiciones del ejército de liberación nacional, lo que despertó entre las fuerzas oposicionistas el temor de que los gobiernistas intentar un ataque suicida en ese lugar.

En ese momento fue aprovechado por los oficialistas para lanzar la ofensiva letal. La resistencia resultó frágil. Los rebeldes huyeron con dirección a San Isidro de El General y abandonaron en el sitio gran cantidad de municiones y víveres.

No hay comentarios:

Publicar un comentario